Publicada en

COMO EVITAR LAS FILTRACIONES DE AGUA EN LAS TERRAZAS

Existen muchas propuestas para impermeabilizar filtraciones de agua en las azoteas y terrazas. Debemos pensar que si no nos preocupamos del mantenimiento del edificio, el agua, la polución ambiental y los microorganismos van a ir degradando los materiales del suelo.

Una vía de entrada de humedad hacia los pisos inferiores lo constituyen las juntas de mortero entre las baldosas exteriores. La mala proporción de agua y cemento de su composición suele ocasionar fisuras en esa zona, y es por ahí por donde entra la humedad y el moho que irán deteriorando progresivamente el suelo de la azotea.

5

Y por ahí la humedad atravesará la placa de hormigón y llegará al interior de los pisos. Pero no siempre lo hace desde el techo, a veces el agua transcurre por el interior de la cámara de aire y se manifiesta a través de una pared. Y nos damos cuenta cuando se empiezan a deteriorar los revestimientos decorativos de escayola, yeso o acabados de pintura.

Un sistema típico de toda la vida para impermeabilizar cubiertas era la tela asfáltica. Pero se ha visto que no resiste bien el paso del tiempo, y al cabo de unos diez años ya se ha vuelto rígida y empieza a fracturarse. Por eso es muy importante llevar un adecuado mantenimiento del edificio, para vigilar como van envejeciendo los materiales que lo recubren, y ante cualquier inicio de degradación, actuar.

Consejos para Evitar Filtraciones

Siempre será más barato reparar una rotura pequeña que una grande. Y no debemos olvidar que las pequeñas fisuras tienden siempre a aumentar de tamaño, por la entrada continua del agua de lluvia y los progresivos ciclos de hielo-deshielo en invierno.

¿Qué productos son los más ideales para garantizar una impermeabilización? Aquellos que soportan las agresiones ambientales y los procesos de dilataciones y contracciones motivados por los cambios de temperatura. A su vez, deben ser permeables al vapor de agua, para prevenir condensaciones, y por supuesto permeables al agua líquida.

Primero debemos limpiar todos los restos de musgo y microorganismos del elemento soporte, con una hidrolimpiadora o un simple cepillo con agua. Una vez que la terraza ha quedado limpia podemos aplicar cualquiera de los procedimientos de impermeabilización descritos en http://aparejadorencoruna.com/impermeabilizar-terraza/ reparando con detenimiento aquellos puntos singulares como ángulos o esquinas donde suelen aparecer problemas por un mal solape entre láminas impermeables o porque se carece de la pieza específica para tapar esa zona, y se opta por un apaño temporal que a la larga se vuelve definitivo.

Los encuentros del suelo con muros y zonas de sumideros son las más problemáticas y por donde suelen empezar las filtraciones. Por ese motivo siempre debe realizarse la impermeabilización de esos lugares bajo vigilancia de un técnico, para evitar que el operario resuelva la situación a su antojo, porque nadie le dijo cómo tenía que resolverlo o, sencillamente, porque no le dieron material.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *