Publicado el

Consecuencias de las negligencias médicas

Todas las personas acudimos a un médico una vez que estamos enfermos y es lo más normal. Se supone que estos profesionales están capacitados para de algún modo, brindarnos la salvación.

Así que acudimos a ellos con toda la confianza del mundo, sabiendo que n habrá algo que no puedan solucionar.

Sin embargo, en muchas ocasiones no todo sale como pensamos. Una vez que hay algún accidente en medio del tratamiento o alguna lesión  o descuido en una operación quirúrgica, se presenta una negligencia médica o también conocida como mala praxis.

Pero ¿Qué es una negligencia médica?

En términos generales, se conoce como negligencia médica a toda aquella práctica que viola los estándares establecidos en la medicina.

Todas aquellas acciones que son inaceptables dentro del sector sanitario y cuyas consecuencias afectan de forma directa a los pacientes están consideradas como mala praxis.

Es importante tener en cuenta que existe una diferencia entre un accidente que se presenta durante el tratamiento o la atención médica.

Se identifica como accidente una vez que éste no es capaz de preverse, por lo cual no se considera una falta de conocimiento por medio de los médicos.

En cambio, la negligencia médica se presenta una vez que existe un error por parte del profesional capacitado para la práctica, violando así los estándares establecidos en cuanto a la atención del tratamiento y cuidado del paciente.

Esto puede deberse a la falta de información y conocimiento por parte del médico, o también puede deberse al descuido en la atención del paciente.

Todo esto puede dejarle graves consecuencias al paciente, algunas de ellas son:

Secuelas: tanto físicas como psicológicas. Por lo general las secuelas físicas son las más evidentes en este tipo de problemas. Sin embargo son consideradas como las menos importantes ya que las consecuencias psicológicas pueden hacer ecos en el paciente durante muchos años, afectando de gran manera su calidad de vida.

Desconfianza: una vez que el paciente pasa por un caso de negligencia médica, la confianza de acudir a un centro de salud se ve afectada en gran manera. Así que el paciente crea un distanciamiento total con los médicos, y esto solo afecta más su salud.

Consecuencias a nivel familiar: los familiares también se ven afectados en este caso, consiguiendo traumas psicológicos. Ya que los familiares están apoyando al paciente. Así que lo más normal es que los familiares presenten ansiedad u otras molestias, además del miedo de no querer acudir tampoco a un centro de salud.