Publicado el

Tratamientos de keratina

La keratina o queratina es una proteína presente en el organismo de los animales vertebrados incluyéndonos a nosotros mismos los humanos. Se trata de una proteína altamente rica en azufre y de estructura fibrosa, la cual forma parte de tejidos como la capa externa de la piel, pelo o uñas y cuya principal función es la de proteger las células epiteliales de daños externos

Más exactamente procede de queratine, que puede traducirse como  de cuerno. La queratina es un tipo de proteína que contribuye al endurecimiento de la capa superficial de la piel y del pelo, las plumas, las pezuñas, los cuernos y otros derivados.

Existen dos tipos de keratina básicos

Si bien existen una gran cantidad de tratamientos de Keratina y tipos de keratina que podemos utilizar en el tratamiento del cabello, lo cierto es que podemos encontrar dos tipos básicos de este producto en función de su fuente principal.

Keratina Alfa

La keratina alfa es el tipo de keratina más habitual y el presente en el pelo, uñas y cuernos de diversos animales, y suele utilizarse como base para todos los tratamientos capilares que emplean keratina. Contiene cistina, que permite que su aplicación genere rigidez y resistencia. Permite un alisado del cabello de hasta cuatro meses de duración, dándole un aspecto suave y eliminando el rizo.

Keratina Beta

La keratina beta se emplea en tratamientos más suaves que la alfa. Apenas presenta cisteína, con lo que resulta menos rígido que la anterior pero igualmente resistente. Suaviza los rizos pero tiene menor duración que la anterior. Eso sí deja el cabello más manejable.

Hay  otros tipos de keratina las cuales destacan las siguientes:

1. Keratina hidrolizada

Este tipo de keratina se caracteriza por ser un buen acondicionador y reestructurador del cabello, regenerando los daños de sus capas más externas e hidratándolo y dándole un aspecto brillante. También tiene propiedades alisadoras y cauterizadoras.

2. Keratina con formaldehído

Este tipo de keratina tiene la particularidad de que puede ser dañino y nocivo ya que posee formol, capaz de degradar el cabello o incluso liberar gases que generen efectos nocivos en la salud de la persona que la aplica o que la lleva puesta.

3. Keratina sin formaldehído

Se trata de keratina totalmente natural, sin formol ni componentes químicos, que suele elaborarse mediante el procesamiento de queratina obtenida de pelo humano o de plantas.

4. Keratina de chocolate

Caracterizada por poseer aceite de cacao en su composición, este tipo de tratamiento con  keratina repara y alisa el cabello a par que da más peso al cabello. Además de ello el aceite de cacao le otorga un olor y brillo especial, poseyendo antioxidantes naturales que protegen el cabello.

5. Alisado brasileño de keratina

Tratamiento con keratina originario de Brasil, se trata de uno de los más populares y conocidos. Se distingue de otros tipos de tratamiento por el hecho de que elimina hasta el 95% de los rizos, siendo un tratamiento especialmente indicado para el alisado completo del cabello.

Además ofrece protección y nutrición al cabello, dándole un aspecto brillante.

6. Alisado japonés de keratina

Un tipo de tratamiento basado en keratina que se caracteriza por dejar el pelo lacio, brillante, suave y fuerte. El rizo se elimina completamente pudiendo tener rizos únicamente el cabello nuevo. El efecto se pasa a las pocas semanas. El procedimiento de aplicación es el mismo del anterior.